La alimentación es una pieza clave para conseguir una salud de hierro. Una dieta con un alto nivel de carbohidratos o grasas trans puede ser un eslabón desencadenante de enfermedades graves a varios niveles: corazón, sangre, pulmones. Y es que la salud dental no queda atrás. Este tipo de mala alimentación puede influir muy negativamente…